La empresa

La empresa es una red de contratos. Permite lograr productivamente (en creación de valor por hora) lo que otras organizaciones humanas (la familia, el grupo de amigos, etc) no podrían ni están pensadas para hacer.

La empresa se organiza para buscar crear valor por encima de los costos, riesgos y riesgo empresarial (comercial) incurridos. Es la forma organizada del entrepreneurship o función empresarial, que es inherente a la acción humana. Todos emprendemos acciones.

Quien evalúa si efectivamente crea valor -mecanismo de «feedback»- es el consumidor.

La empresa fue ignorada por los economistas del «mainstream» británico hasta 1953, en que Coase empieza a escribir sobre las firmas (que pueden ser una red de empresas, por ejemplo).